☞ ATENCIÓN: ACTIVIDAD FINALIZADA ☜
Aquí puedes leer los resúmenes de los casi 5 años de sesiones.
Si quieres conocer mi nuevo proyecto visita "A hombros de gigantes"

jueves, 3 de mayo de 2012

Próxima dosis 6/5/12
MIEDO

Este domingo trataremos ¡por tercera vez! el concepto del miedo, pinchando aquí podéis repasar todas las entradas correspondientes, muy interesantes.

Estad preparados para abordar el tema desde la nueva dinámica que propuse en mi último café filosófico, y que valorasteis tan positivamente.

Como siempre será a las 5 en el Penicilino.

1 comentario:

  1. EL MIEDO

    El miedo es la emoción primaria más estudiada en hombres y animales, dado su marcado carácter evolutivo por su valor de cara a la supervivencia.

    Se analiza el miedo desde dos sistemas de conducta, por un lado el sistema predatorio de defensa, distanciarse de los predadores; y por otro el sistema social de sumisión, respecto al miembro dominante del grupo.

    El miedo ha evolucionado para producir soluciones a los problemas de convivencia, detectar problemas y responder a los mismos.

    Darwin indica que la palabra miedo parece derivar de aquello que es repentino o peligroso.

    En términos generales, actualmente se dice que el miedo es una emoción producida por un peligro presente e inminente y que se encuentra muy ligada al estímulo que lo genera.

    El miedo está relacionado con el afrontamiento, en concreto con el escape o la evitación, cuando estos intentos fracasan el miedo puede llegar a convertirse en ansiedad, definiendo entonces ansiedad como un miedo no resuelto.

    El miedo se activa por la percepción de un daño o peligro, pudiendo ser de naturaleza física o psicológica.

    Los seres humanos están predispuesto filogenéticamente para asociar respuestas de miedo a determinados estímulos como por ejemplo a las serpientes, alturas, oscuridad o a los extraños…

    La función del miedo por tanto está relacionada con la adaptación, busca activar al sujeto para que lleve a cabo alguna conducta que le distancie del estímulo.

    En cuanto a la expresión corporal, el estímulo normalmente provoca primero un estremecimiento o sobresalto. Tanto en humanos como en animales las dos expresiones conductuales manifiestan un notable contraste, por un lado la tendencia a petrificarse y enmudecer; la opuesta será los gritos, sobresaltos y la huída desesperada de la fuente de peligro.

    Adaptativamente hablando el miedo facilita el aprendizaje de nuevas respuestas que sirven a las personas para apartarse de peligros, perro cuando la reacción de miedo es excesiva puede llegar se a situaciones de pánico y bloqueos emocionales. Los miedos irracionales desembocan en fobias

    ResponderEliminar

Como el propio café filosófico, los comentarios cuentan con mi moderación.
Gracias por la aportación.