☞ ATENCIÓN: ACTIVIDAD FINALIZADA ☜
Aquí puedes leer los resúmenes de los casi 5 años de sesiones.
Si quieres conocer mi nuevo proyecto visita "A hombros de gigantes"

martes, 9 de agosto de 2011

RELIGIÓN 7/8/11: Resumen

La ilustración a la izquierda representa a Zeus en las nubes lanzando sus rayos. La religión olímpica convivió con los inicios de la filosofía en las polis griegas.
Las explicaciones mítica y lógica del mundo y la sociedad convivían entonces y lo han seguido haciendo hasta la actualidad, con religiones diferentes en diferentes épocas y lugares.
Si existen divinidades que rigen la realidad y con las que podemos contactar mediante ritos o no es la principal diferencia entre ambas visiones.
Ese tema, el de la religión como explicación, fue el eje de las cuestiones que fueron surgiendo, desde el trabajo previo sobre la definición del concepto.
Las dos horas de café filosófico, que se nos pasaron volando, comenzaron con un trabajo previo sobre la definición del DRAE, que matizamos utilizando ejemplos que mostrasen sus puntos débiles.

religión.

1. f. Conjunto de creencias o dogmas acerca de la divinidad, de sentimientos de veneración y temor hacia ella, de normas morales para la conducta individual y social y de prácticas rituales, principalmente la oración y el sacrificio para darle culto.

Vimos que esta muy buena definición engloba tres aspectos:
Fe, moral y rituales.
Respecto a la primera parte, consideramos necesario (a propuesta de Abel) resaltar lo fundamental de la religión, los dogmas incuestionables, y (por el ejemplo de Merche) que ellos tratan acerca de la vida y la trascendencia, no sólo acerca de la divinidad, sino a través de ella.

Como ya he adelantado, la diferencia entre una explicación racional y una religiosa fue el inicio del coloquio libre y el eje de la conversación en adelante.

La filosofía, como explicación racional de la realidad y el obrar humano (según el DRAE, de nuevo) comparte su objeto con la religión, entonces. La diferencia es la base prioritaria para ese estudio: la racionalidad en un caso o la fe en la divinidad (y los ritos para honrarla) en el otro.

Rafa preguntó por el budismo, y aproveché la cuestión para comenzar, cronológicamente, un resumen histórico de la relación entre ambas explicaciones.

Efectivamente, las denominadas "sabidurías orientales", en principio carecían de rituales y callaban ante el tema de la divinidad, características de la religión. (Buda, ante preguntas sobre el tema, guardaba silencio) Más adelante sí incorporaron ambas características, pasando a ser consideradas ya religiones, pero con el matiz, "no-teístas", que no consideran la existencia de una personificación de un creador del universo, a la que nos podamos asemejar.Ya en Europa, recordé los cargos por herejía contra el sofista Protágoras (no podemos saber nada sobre si existen los dioses) o contra Sócrates (uno de los cargos por los que murió), la indiferencia de los dioses para nosotros según Epicuro (por lo que tampoco deberíamos preocuparnos por ellos ni temerlos), el desafortunado encuentro de los estoicos y epicúreos con San Pablo en Atenas (admitió luego que su doctrina era "locura para los gentiles"), el "creo porque es absurdo" de Tertuliano contra el "cree para entender" y viceversa de San Agustín, la filosofía como "ancilla" o sirvienta de la teología durante la edad media y el resumen de Santo Tomás usando la filosofía para demostrar los preámbulos de la fe (que sus afirmaciones son, al menos, posibles) con mayor o menor éxito.
Repasé luego las condenas de Bruno (quemado por proponer varios sistemas solares) y de Galileo (rectificada hace pocos años, después de casi 4 siglos) y finalicé con un rápido repaso por Kant (límites de la razón) Nietzsche ("dios ha muerto") Marx ("el opio del pueblo") Russell (agnóstico filosóficamente y ateo en la práctica) Dawkins (ateo militante por considerar la religión dañina para individuo y sociedad) y Freud (que en "El porvenir de una ilusión" propone sustituir finalmente la religión por la ciencia).

Más adelante hablamos también de otros filósofos como los de la corriente existencialista (con vertientes religiosas y ateas) Unamuno  y otros. Pero la esencia del café filosófico es la investigación que realice el grupo.
En cuanto a eso, avanzamos por diferentes cuestiones:
  • La ya aludida de la religión como explicación.
  • La distinción entre el bien y el mal, básicamente según variantes de la "regla de oro" (obra como piensas que todos deberían obrar) similar también al imperativo categórico de Kant. Si en realidad responden o no a esa base, y si permiten o no la violencia contra los que no las practiquen.
  • La progresiva incoherencia o desvirtuación de las religiones respecto a esa base y la de sus propios dogmas, sobre todo para favorecer los intereses de los poderosos.
  • Ese uso (abuso) de la religión para mantener el status quo y su moral correspondiente.
  • La libertad o la imposición como características de la religión.
Etc.

Al finalizar la tarde, don Julio planteó la cuestión de la actual hambruna somalí y el supuesto 7º día de la Creación, el del descanso, que pudiese durar aún. Ingeniosa explicación a la cuestión filosófica de la TEODICEA, la "justificación de Dios", según el término de Leibniz. Es decir, la pregunta de cómo puede existir el mal y el dolor en un mundo regido por un dios omnipotente y bueno.

Interesante frente sobre el que nos lanzábamos ya con una petición de palabra casi unánime, pero que cortamos al llevar ya más de dos horas de café filosófico, para dejar ese tema, el del MAL, como candidato para la próxima sesión.

Empató con el concepto del AMOR y en el desempate fue éste último el elegido, por lo que el 4 de septiembre será el tema que tratemos a las 5 en el Penicilino.

(A la misma hora y lugar el tercer domingo de cada mes, os recuerdo que hay una reunión informal de "compañeros filosóficos")

Espero que os haya resultado interesante, nosotros pasamos una tarde muy agradable con este juego que ejercita nuestra capacidad para reflexionar en profundidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Como el propio café filosófico, los comentarios cuentan con mi moderación.
Gracias por la aportación.